La habitación rosa

Me levanté muy temprano y lo primero que leí fue este artículo. Es estupendo. Te hace comprender en pocas palabras uno de los grandes problemas a los que se ha enfrentado Camboya en los últimos años de su más que triste historia. Así que necesito compartirlo con vosotros. Es un fragmento del último libro de David Jiménez, corresponsal para Asia en El Mundo y que se titula ‘El lugar más feliz del mundo’.

Espero que lo disfrutéis como yo lo he hecho.

davidjimenezblog

Viajando por Camboya, hace 15 años, descubrí un pueblo en el que cada casa había sido transformada en un burdel donde se vendían niñas. Uno de ellos tenía la Habitación Rosa: en ella se podía abusar de vírgenes de entre 7 y 12 años. Durante los siguientes años, ni siquiera en la guerra volví a ver un lugar más infame y desolador. Esta es la historia de mi regreso al pueblo prostíbulo y lo que me he encontrado allí (os sorprenderá). Es uno de los relatos de mi nuevo libro, El Lugar Más Feliz Del Mundo, desde hoy a la venta. 

Ver la entrada original 2.160 palabras más

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s